Abreu sobre el 2021, SDLA: «Dimos lo mejor»

Por Redacción GrandesELD | En fecha: 15 octubre, 2021

Foto de archivo / José Abreu.

CHICAGO.– Durante la temporada del 2019, cuando el cubano José Abreu se aproximaba a la agencia libre, el inicialista habló sobre la posibilidad de volver a firmar con los White Sox si el club le hacía una oferta.

Abreu estaba emocionado con el desarrollo del talento y el brillante futuro que veía en la organización. Los White Sox y Abreu terminaron llegando a un acuerdo para una extensión de contrato por tres temporadas y US$50 millones. Pero ahora, con ese último año en el horizonte, luego de ver terminada su campaña del 2021 el martes, Abreu no demostró tanto optimismo como en la última vez.

“No lo sé”, dijo Abreu. “Que pase lo que tenga que pasar. Simplemente me voy a disfrutar la temporada e intentar dar lo mejor de mí, como lo hago siempre. Representar a los White Sox, como siempre he hecho”.

“Eso es lo único que puedo hacer ahora. Mi plan es ese, disfrutar la temporada y ver qué pasa”.

No tomen los comentarios del oriundo de Cienfuegos como una señal de no querer continuar con un conjunto de los White Sox que está comenzando a ver sus primeros años de competitividad. Probablemente, todo haya sido causa de la fatiga y decepción de ser eliminado por los Astros en la Serie Divisional de la Liga Americana tras coronarse en la División Central de la L.A.

El 2021 fue complicado para Abreu. Arrojó positivo por COVID-19 al comienzo de los campamentos y lidió con los efectos de un fuerte choque que tuvo con Hunter Dozier en el primer partido de una doble cartelera del 14 de mayo. Luego, el cañonero sufrió una lesion en el tobillo el 16 de mayo tras un deslizamiento para anotar la carrera del triunfo.

Además, estuvo lidiando con síntomas de gripe desde el último sábado de la temporada regular hasta el primer encuentro de los playoffs.

No fue nada fácil para Abreu. Sin embargo, se las ingenió para terminar con promedios de .261/.351/.481 en 152 juegos, con 30 jonrones y 117 carreras empujadas, siendo la quinta temporada de ocho totales en las que alcanza dichos números.

“Fue el año más difícil de mi carrera, con todas las cosas que tuve que superar”, confesó Abreu. “Estoy contento con que al final, todo estuvo bien. Voy a descansar y alistarme para mejorar de cara a la próxima campaña, como siempre hago”.

Los lanzadores contrarios golpearon a Abreu 22 veces en la temporada regular y en la postemporada recibió dos bolazos más ante Houston. El último fue en el partido de eliminación, ante el relevista Kendall Graveman, quien le lanzó un bolazo al cubano con dos outs y nadie en base, luego de que el venezolano José Altuve recibiera un pelotazo más temprano en el juego.

El manager de Chicago, Tony La Russa, mostró su descontentó tras el encuentro, diciendo que Abreu fue golpeado intencionalmente. Abreu habló de la situación el miércoles y apreció el apoyo de La Russa.

“Fue una reacción natural, algo similar a lo que hubiese hecho un padre si le pasa algo a su hijo”, comentó Abreu. “Tony estaba tratando de protegerme. Siempre lo hace con todos nosotros”.

Los White Sox del 2020 fueron eliminados en la Serie del Comodín de la L.A. en Oakland en tres encuentros, bajo las órdenes del manager Rick Rentería. Alcanzaron la postemporada en años consecutivos por primera vez en la historia de la franquicia en el 2021 y jugaron su primer juego en casa en los playoffs desde el 2008, con La Russa en el puesto de timonel.

Abreu espera que La Russa esté al mando del equipo nuevamente en el 2022, añadiendo que “no nos dejará solos. Hará esto junto a todos”. El cubano también anticipa que el joven y talentoso conjunto de Chicago continúe mejorando, tras un decepcionante final de campaña.

“Intentamos controlar nuestras expectativas día tras día, juego a juego. Creo que tuvimos una buena temporada”, señaló Abreu. “Claro, el final no fue el todos esperábamos, pero hicimos lo mejor que pudimos”.

“Nos enfrentamos a un gran equipo con mucho talento. Sencillamente fueron mejores que nosotros. Pero no creo que debamos decir que fue una mala temporada. Fue buena. Estoy contento y feliz con el esfuerzo y el trabajo que hizo cada uno, para tener la campaña que tuvimos”.

Scott Merkin/MLB.com




Archivo

Entradas Populares