LÍNEA DE HIT: El dominio de Águilas y Licey este año

Por Redacción GrandesELD | En fecha: 22 noviembre, 2022

Son los únicos dos equipos que están jugando por encima de .500

Cronista Deportivo / Lic. en Derecho / @GrandesELD /Jefe de Redacción y Editor Deportivo @diariolibre/ exstringer @ap_deportes

POR DIONISIO SOLDEVILA / @dSoldevila

La temporada de béisbol invernal de la República Dominicana ya ronda los 30 partidos para la gran mayoría de los equipos, hay uno que pasó de 31, mientras otro que se encuentra rezagado con cuatro juegos suspendidos por lluvias, en espera de celebrarse.

Pero la temporada 2022-23 de la pelota invernal dominicana ha sido de dominio casi exclusivo de Águilas Cibaeñas y Tigres del Licey.

Al comenzar la jornada de ayer, estos dos conjuntos se encontraban jugando por encima de .700, algo muy poco usual en el béisbol.

Las Águilas lideran la liga con 144 anotadas y también en cuadrangulares, con 20. También en dobles, con 50 y en bases robadas, con 44.

El Licey, por su lado, es el mejor en promedio de bateo colectivo , con .253, y en triples, con 15. También han acumulado la mayor cantidad de hits, con 236.

Pero también han dominado abrumadoramente en pitcheo, como muestra su efectividad colectiva de 2.13 y su WHIP de 1.07.

Su diferencial de carreras, de +69, es una verdadera muestra del dominio de los azules.

Luego está el resto de la liga, porque hay que decir que actualmente solo Águilas y Licey están jugando bien… bueno, los Toros del Este también han comenzado a mejorar, como muestra su récord de 6-4 en los últimos 10 partidos.

Los problemas del Escogido siguen fijos cuando juegan en la ruta, perdiendo 14 de 15 juegos fuera de casa, pero también con una anemia ofensiva muy difícil de sortear, anotando apenas 2.6 carreras por encuentro, mientras permiten 3.9 por noche.

Las Estrellas Orientales han ido en picada dramática en las últimas dos semanas, colocándose en el quinto puesto, mientras que los Gigantes se mantienen ambivalentes.

No obstante, el partido del domingo contra los Toros, en el que anotaron 10 carreras, puede ser una señala de que los campeones nacionales están finalmente calentando sus motores.

Cuando restan unas tres semanas de actividad, todavía hay mucho qué hacer para los cuatro equipos que pelean por salir de su juego por debajo de .500.

Mientras tanto, los aguiluchos y los liceístas pueden relajarse un poco y planear para el Todos contra Todos porque antes de que termine la actual semana, ambos, podrían estar clasificados matemáticamente para la postemporada de la pelota local.






Pin It

Archivo

Entradas Populares