Tiempo de Aprender 25-10-2018

Por Redacción GrandesELD | En fecha: 25 octubre, 2018

Por Carlos José Lugo
Twitter: @CarlosJLugo

 Los mejores enfrentamientos entre lanzadores en un primer juego de Serie Mundial

Assistant GM Tigres del Licey. Comentarista y escritor deportivo. Co-host Grandes En Los Deportes.

Los Medias Rojas de Boston vinieron de atrás anoche para vencer a los Dodgers de Los Ángeles 4-2 y tomar una ventaja de 2-0 en la Serie Mundial. Pero, ese no es el tema de hoy. Es decir, hablaremos sobre algo que tiene que ver con el clásico de otoño pero no del pulso de lo que hasta ahora ha ocurrido. Eso será probablemente mañana. Lo que trataremos hoy está relacionado al publicitado y esperado “duelo” entre dos de los mejores lanzadores de esta generación en el primer partido de la serie entre Clayton Kershaw y Chris Sale. Al final del día, ninguno de los dos ases del montículo hizo nada para recordar y la realidad es que su tiempo en la lomita fue una total decepción.

A propósito de este esperado duelo que nunca fue, el escritor Craig Edwards escribió un interesante artículo en Fangraphs donde habla acerca de los mejores enfrentamientos – en el papel, claro – en un juego inaugural de Serie Mundial. Cuando decimos “en el papel” no hablamos del duelo entre John Smoltz y Jack Morris en el séptimo juego de la serie de 1991, sino más bien, los dos lanzadores que al llegar el momento del primer partido habían tenido mejor desempeño en la temporada regular de ese año. Sale es un candidato automático, después de acumular 6.5 Victorias Sobre Nivel Reemplazo (WAR) en la versión Fangraphs este año, a pesar de lanzar solo 158 entradas por los problemas en el hombro en la segunda mitad. En esta versión de la métrica Sale ocupó el cuarto lugar entre los lanzadores de las mayores. Kershaw no tuvo su mejor año – dentro de sus estándares, claro – y apenas lanzó un par de entradas más que Sale pero acumuló 3.5 WAR, total que lo ubicó entre los mejores 25 abridores del béisbol. O sea que entre ambos lanzadores promediaron 5.0 WAR en el primer juego, algo bastante notable si tomamos en cuenta que una temporada de 5 victorias es un año de estrella a súper estrella.

En su artículo Craig Edwards utiliza, aparte del promedio normal, la media geométrica para con ello evitar el efecto de datos extremos, como por ejemplo un primer juego de un abridor con 10 WAR y otro con tres. Precisamente el matchup Kershaw versus Sale está afectado por este último en ese sentido y, la media geométrica en este caso de 4.8 es ligeramente menor al promedio normal de 5.0.

El escritor confeccionó una lista a partir de la Serie Mundial de 1947 buscando determinar el “mejor” abridor de un primer juego y el mejor enfrentamiento tomando como criterio el número de WAR del pitcher en la temporada regular. Obviamente la versión de las WAR usada por él fue la de Fangraphs y, de acuerdo a esto, el mejor abridor en un primer partido de una Serie Mundial a partir de 1947 es, nada más y nada menos que… Kevin Brown con los Padres de San Diego en 1998 ante los Yankees de Nueva York. El criminalmente subestimado lanzador derecho tuvo una temporada de 9.6 fWAR con un record de 18-7, 2.38 en 257 entradas lanzadas en las cuales ponchó igual número de bateadores. Brown, en su única temporada en San Diego, fue figura fundamental en el pennant de los frailes con una excelente labor en las series divisional y de campeonato donde venció a Randy Johnson de Houston y Tommy Glavine de Atlanta. Siguiendo muy de cerca a Brown tenemos a Sandy Koufax de los Dodgers en 1963 con 9.2 fWAR. Koufax ganó la Triple Corona del pitcheo con record de 25-5, 1.88 y 306 ponches. El brazo zurdo de Dios propinó once blanqueadas y terminaría ganando el Cy Young y el MVP. En ese primer partido ante los Yankees en el Bronx Koufax estableció la marca de ponches en un juego de Serie Mundial con 15 tirando partido completo de dos carreras obteniendo la victoria. Con 8.6 fWAR en el tercer lugar tenemos a Bob Gibson de los Cardenales de San Luis en su gran temporada de 1968 de la cual hablamos hace pocos días. En el primer juego de esa serie ante los Tigres de Detroit Gibson quebró la marca de ponches de Koufax abanicando 17 felinos y tirando blanqueada. Los próximos en la lista son John Smoltz de los Bravos de Atlanta en 1996 con 8.4 fWAR en su temporada de Cy Young en que ganó 24 juegos y ponchó 276 con efectividad de 2.94. Un año antes, en una temporada ligeramente recortada por la huelga y paro laboral de 1994-95, su compañero de equipo Greg Maddux consiguió 7.9 fWAR en un año de 19-2, 1.63 en el que obtuvo su cuarto premio Cy Young al hilo. Maddux abrió el juego inaugural de la serie ante los Indios de Cleveland tirando partido completo de dos hits, dos carreras sucias y ganando 3-2.

Ahora a los enfrentamientos como tales. El mejor enfrentamiento en un primer juego de Serie Mundial, tomando en cuenta las fWAR obtenidas por los lanzadores en esa misma campaña, pues fue el de Gibson frente a Denny McLain de Detroit en la serie de 1968 y de la cual hablamos hace poco. Gibson como ya dijimos sumó 8.6 fWAR con 7.2 de McLain para un average de 7.9 WAR e igual media geométrica. Luego sigue el primer juego de la Serie Mundial del 2001 con Curt Schilling de Arizona (7.2 WAR) versus Mike Mussina de los Yankees (6.9) average de 7.1 WAR y media geométrica de 7.0. En tercer lugar el primer juego de 1963 entre Dodgers y Yankees, Koufax (9.2 WAR) y Whitey Ford (5.2), average de 7.2, media geométrica de 6.9. En el 1998 Kevin Brown de San Diego ante David Wells de los Yankees, 9.6 y 4.4 WAR respectivamente, average de 7.0 y una media geométrica de 6.5 WAR. En el 1996 Smoltz contra Andy Pettite de los Yankees, 8.4 y 4.6 WAR, average de 6.5, media geométrica de 6.2. Los próximos, sin entrar en detalles, son Cliff Lee de Filadelfia y C.C. Sabathia de los Yankees en el 2009, Jim O’Toole de Cincinnati versus Whitey Ford de los Yankees en 1961, Billy O’Dell de San Francisco contra Ford de los Yankees en 1962, Andy Messersmith de los Dodgers versus Ken Holtzman de Oakland en 1974 y Tim Lincecum de San Francisco contra Cliff Lee de Texas en el 2010. Dos dominicanos aparecen en la lista un poco más abajo. José Rijo de Cincinnati versus Dave Stewart de Oakland en 1990 (4.7 WAR promedio) y varios lugares adelante Curt Schilling de Filadelfia versus Juan Guzmán de Toronto en 1993, un promedio de 4.4 WAR acumuladas ese año entre ambos.




Archivo

Entradas Populares